miércoles, 8 de julio de 2009

Epoca de don Carlos Antonio López - LOS SIMBOLOS NACIONALES

El Himno Nacional fue compuesto por el poeta uruguayo Francisco Acuña de Figueroa (1790-1862), también autor de la letra del Himno de su patria. El poeta envió los originales al gobierno paraguayo, en mayo de 1846, por intermedio de los ya citados agentes Jovellanos y González, según una anotación autógrafa del propio Figueroa. Cecilio Báez, sin embargo, afirma que el portador de la primera copia fue Gelly, el año anterior.
Consta la letra de siete estrofas, de ocho decasílabos cada una, y un coro de cuatro versos del mismo metro. Corresponde al tipo de las canciones épicas, con un relato histórico.
Sobre el autor de la música, no existe acuerdo entre los que han tratado el tema. Para unos, es el maestro húngaro Francisco José Debalí, de gran actuación en Montevideo, compositor también de la música de la canción patria del Uruguay, y para otros, el francés Francisco Sauvageot de Dupuis, organizador de bandas militares de la época. “Existe semiplena prueba de que Debalí fue el autor de la música del Himno Paraguayo actual”, escribe Juan Max Boettner, luego de analizar fuentes y argumentos. En todo caso, hacia 1873, el maestro italiano Luís Cavedagni restauró esa música y su versión fue oficialmente estrenada el 25 de noviembre de 1874, al asumir Juan B. Gill la Presidencia de la República. La partitura hoy en uso fue ajustada por Remberto Giménez, en 1933.
Dupuis había sido contratado como maestro de banda y formé aventajados discípulos, entre los cuales cabe recordar a Cantalicio Guerrero e Indalecio Odriosola, maestro de banda también el primero y director de orquesta el segundo.
El Congreso Nacional de 1842 adoptó la bandera, el escudo y el sello nacionales, así como también el sello de Hacienda.
El pabellón de la República, de acuerdo a lo resuelto, se compone de una bandera de tres fajas horizontales iguales - colorada, blanca y azul, que de un lado, en el centro, lleva el escudo nacional, de forma circular, con una estrella resaltante, entre una palma y una oliva entrelazadas en la parte inferior, y la inscripción “República del Paraguay” en la orla; y del lado opuesto, o reverso, un circulo con la inscripción “Paz y Justicia” distribuida y en el medio un león en la base del símbolo de la libertad (el gorro frigio en lo alto de una pica). El escudo nacional es también sello nacional, en tanto que la composición del reverso sirve de sello de Hacienda, con el agregado de la inscripción “República del Paraguay” en la orla.
Es de notar que en documentación oficial de la época pueden encontrarse sellos ovales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada